Montserrat : Circular desde Santa Cecilia : 360º en otro mundo

Ficha Técnica


Recorrido : Santa Cecilia – GR172 – Roca Foradada – Les Agulles – PR C-78 – Coll de la Portella – Refugio Vicenç Barbé – Pas del Princep – Font Esllevissada – Coll del Porc – Coll del Miracle – Coll de les Comes – Roca Plana – Coll de Montgrós – Montgrós – Coll de Montgrós – Pas de l’Escletxa – Coll de Les Pinasses – Albarda Castellana – Cima de Sant Jeroni – Ermita de Sant Jeroni  - Camí Nou de Sant Jeroni – Ermita de Santa Magdalena – Miranda de Santa Magdalena – Ermita de Sant Onofre – Ermita de Sant Joan – Pla de Tarántules – Pas de Trencabarrals – Pla dels Ocells – Coll de la Canal Plana – El Elefant y la Prenyada – PR C-19 – Ermita de la Trinitat – Santa Cecilia

Distancia :  24km

Desnivel positivo : 1650m aprox. Altitud mínima : 644m  Altitud máxima : 1230m

Tiempo total : 11h 29min  /  En Movimiento : 8h  aproximadamente

Valoración :  Sencillamente espectacular. No podía ser de otro modo al realizar un recorrido circular por la característica montaña de Montserrat. Con sus formas imposibles e intrincados caminos nos traslada literalmente a escenarios que no parecen de este planeta. La ruta es exigente pero compensa con creces.

 
 

Recursos :


Introducción y Punto de Inicio

¡Por fin probamos los senderos de Montserrat!

Y no sólo eso, además contamos con la suerte de ir guiados por Miquel (http://capita-tro.blogspot.com) un magnífico conocedor de la zona que nos condujo con maestría por los recovecos que esconde esta rocambolesca montaña de profundos barrancos y altas y afiladas cimas.

Las formas imposibles nos cautivaron desde un principio y los frondosos senderos nos sorprendieron en una montaña que, a primera vista, parece carente de vegetación.

Dejando de lado las típicas e inevitables zonas turísticas toda la ruta transcurre por caminos muy solitarios y de gran belleza. Tremendas subidas, alguna trepada, empinadísimos descensos y angostas brechas nos esperan en esta aventurerra ruta.

Iniciaremos el recorrido en la ermita de Santa Cecilia, ubicada en la parte NorEste de la montaña.


Descripción del Recorrido

Finalmente, y tras haberlo aplazado algunos meses por fin podemos realizar la circular a Montserrat. Nos reunimos 6 senderistas (Miquel, Jose, Xevi, Carles, Jose y Angel) a las siete de la mañana y con un cielo que apuntaba tormenta.

Santa Cecilia, punto de inicio



Ligeramente abrigados empezamos a andar por la carretera BP-1103 dirección Oeste unos pocos metros hasta encontrar una senda que nace a la izquierda de la carretera. Empezamos subiendo por unos escalones que nos permiten ganar altura rápidamente.

Vista del flanqueo que tenemos que realizar



La primera parte del recorrido es muy rápida. Tras ganar algo de altitud enlazamos con el GR-172 y vamos a seguirlo sin desvío hasta alcanzar la punta Oeste de la sierra de Montserrat.

Pronto la sierra muestra su carácter agreste





De entrada me sorprende gratamente lo frondoso del camino, esperaba encontrarme con una sierra mucho más árida y lo cierto es que la tónica general (exceptuando las cimas) fue de senderos emboscados y realmente preciosos.

Buenos caminos



Por el camino atravesaremos desvíos a diferentes canales que permiten ascenso más directos a las partes altas de la sierra, aunque nosotros predentemos darle la vuelta. Ya llegaremos a las partes altas más tarde.

Dejando atrás la Canal del Miracle



Alcanzaremos la impresionante Roca Foradada y en unos minutos más un collado y cruce en el que dejaremos el GR y enlazaremos con el PR C-78.

Llegando a la Roca Foradada





Ganamos cómodamente algo de altitud y encaramos una trepadita que nos acerca al Coll de la Portella desde el que divisamos el cercano refugio Vicenç Barbé hacia el que nos dirigimos.

Trepadita al canto



Ahí delante queda el refugio



¿He dicho ya que estamos rodeados de formaciones imposibles?



Llegamos rápidamente al refugio donde hacemos una breve parada para comer algo y continuamos la marcha ascendiendo hasta el Pas del Princep.

El Refugio Vicenç Barbé




Estamos en un collado desde el que divisamos la primera cima del día, el Montgrós. Se ve muy alta y lejana y tenemos un sinfín de barrancos que atravesar encarando un contínuo sube y baja que nos machacarán las piernas de lo lindo.

Impresionante panorámica, el Montgrós queda muy lejos aún



Seguimos siempre por buena senda, aún estamos en el PR C-78 y vamos disfrutando del camino, cruzando collado tras collado. Pasamos por la Font de l’Esllevissada y un poco más adelante alcanzamos el Coll del Porc, cruce importante desde el que podríamos atajar el recorrido.

Font de l’Esllevissada



El Coll del Porc



Vías de Escalada



Dejamos atrás también el Coll del Miracle, otro posible atajo, y otro más el Coll de les Comes. Las subidas y bajadas se suceden sin piedad.

Vista atrás, el Coll del Porc ya queda lejos



Alcanzamos la Roca Plana y nos asomamos al último (y más duro) barranco que nos queda por cruzar. Una bajada inmisericorde por pura piedra y una subida despiadada por bosque que hacen que mis músculos echen humo al alcanzar el Coll del Montgrós.

La Roca Plana





Una agónica subida por el bosque …



… seguida por una bajadita de “apretar el culo”



Ya tenemos la Cima del Montgrós a tiro. Dejamos el collado para regresar luego y alcanzamos la cima para maravillarnos de las vistas. Brutal, sencillamente brutal. Además del disfrute visual que nos proporcionan las amplias panorámicas a algunos se nos encoge el estómago al ver la bajada que nos espera …

Alcanzando el Coll del Montgrós



Alcanzando la cima



Posando con la cima de Sant Jeroni detrás



Otra pose con Els Flautats detrás



Brutales vistas



Habiendo disfrutado de las vistas regresamos al coll del Montgrós y empezamos un pronunciadísimo descenso entre bosque que nos conduce a una estrecha grieta más empinada si cabe por la que pasamos con ciertas precauciones, estamos disfrutando de lo lindo.

Descendiendo






Tras el pronunciado descenso toca la empinada subida, así que “pas de bou” y para arriba hasta alcanzar el collado de Les Pinasses y enlazar con el Camí Nou de Sant Jeroni y con ello la parte “civilizada” de la sierra.

Por ahí delante acabamos de pasar



A subir se ha dicho



Desde este collado vamos a coronar la cima más alta de Montserrat, Sant Jeroni. A escasos metros se emplaza una cima secundaria, la Albarda Castellana hasta la que se alcanzan Jose y Carles.

Jose y Carles en la Albarda Castellana




Buenas vistas desde la Albarda



Zoom hacia l’Elefant y la Preñada … pasaremos por ahí dentro de unas horas



Cuerda para descender de la Albarda



Por camino ancho y un tramo de escaleras alcanzamos la panorámica cima de Sant Jeroni. Curioso resulta  ver la “fauna” que alcanza la cima gracias a la relativa cercanía del tren-cremallera. Hay de todo …

Escaleras al cielo



Tras coronar la cima hacemos la parada larga del día y aprovechamos para dar buena cuenta de las viandas que traemos. Nos costó levantarnos ya que Xevi llevaba una “Llonganissa de Vic” que se empeño en finiquitar y, vamos, que hubo que ayudarle jeje.

Ahí estamos, Sant Jeroni



¡¡Ooootro vértice!!



Saciadas las retinas y los estómagos emprendemos un cómodo descenso por el turístico camino cruzándonos, ahora sí, con multitud de gente. Pasamos por la ermita de Sant Jeroni y seguimos descendiendo hasta alcanzar el desvío a la Ermita de Santa Magdalena.

Ermita de Sant Jeroni



Brutal, el Cavall Bernat



En este punto Carles, que tiene molestias en las rodillas, continúa bajando y nos esperará en el Plá de les Tarantules, punto donde se encuentra el tren cremallera.

Tenemos visita



¡Volando!



Vemos el Monasterio de Montserrat, pero no lo visitaremos



Nosotros tomamos el desvío y encaramos unas empinadas escaleras que nos dejan en un colladito. Desde este collado (al que deberemos regresar) nos desviamos a la derecha para, en un corto e intenso ascenso, coronar la cima de la Miranda de Santa Magdalena y tachar otra cima de esta sierra.

Hacia la Ermita de Santa Magdalena




La Ermita de Santa Magdalena



Foto de grupo sin Carles y regresamos al collado para continuar el camino hasta la ermita de Sant Onofre y un poco más abajo la de Sant Joan. Un amplio camino nos conduce al Plá de les Tarántules donde encontramos a Carles con mirada asesina.

Foto de Cima, atrás la cima principal sólo accesible escalando …



… como estos



Brutales vistas



Sant Onofre y Sant Joan






Carles había intentado echarse una siestecilla pero el contínuo alboroto del ir y venir de los turistas hizo imposible tan grata labor … pues nada, hombre, a seguir el camino que se hace tarde.

Dejamos a nuestra derecha la estación del tren y nos dirigimos hacia el Plá dels Ocells en claro descenso. Allí Miquel nos muestra un atajo que nos evita una buena lazada del camino aunque nos hace subir ‘a saco’.

Hacia el Pla dels Ocells



El Pla dels Ocells



Pronto divisamos las curiosas formas rocosas del Elefante y La Preñada mientras continuamos ascendiendo hasta alcanzar el Coll de la Canal Plana y pasar por el lado de las rocas mencionadas anteriormente.

La Preñada



La Esfinge



Ya basta de subir por hoy, ahora toca descender a buscar la cara Este de la Sierra. Tomamos un camino emboscado, frondoso, precioso … tan precioso que nos dejamos un desvío a la ermita de Sant Salvador … otra vez será.

Magnífica senda de descenso



Continuamos descendiendo a buen ritmo hasta alcanzar las ruinas de la Ermita de la Trinidad y, un poco más abajo, enlazar con el GR 271.

Ermita de la Trinidad




Buenas vistas del río Llobregat



Ahora ya sólo queda un largo flanqueo de varios quilómetros descendiendo suavemente y por buen camino hasta alcanzar el final de este espectacular recorrido que nos ha dejado con ganas de volver a descubrir más rincones de esta mágica sierra.

Vista del flanqueo que nos queda, cómodo e indoloro



Ya nos acercamos a Santa Cecilia



Fin de ruta, ¡volveremos!

9 comentarios:

  1. Impresionante

    Que pena que pille tan lejos

    Nosotros esperamos volver y conocer la sierra a fondo

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad si que es una lástima que pille tan lejos, pero vale la pena el "esfuerzo" pues la recompensa de pasear por esta estupenda y abrupta sierra, sin duda, vale la pena, pues quedarán saciados todos nuestros sentidos.

      Saludos y B.R.A.T.

      Eliminar
  2. IM PRE SIO NAN TE !!!!
    Un par de veces he estado en Montserrat pero siempre como la mayoría de los "mortales", es decir, en plan turístico y siempre he imaginado cómo sería patear esta maravillosa sierra. Ahora ya lo sé ...
    Felicidades por tan espectacular rutón. Llámame ... envidioso...!!!
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Paco, yo también había estado de turista con la familia, pero esta sierra bien se merece una incursión a fondo.

      Eliminar
  3. ¡¡Qué pedazo de ruta bonita y qué maravilla de reportaje!!
    Es una lástima que Montserrat me queda tan lejos. Cuando he pasado por ahí me quedo embobado mirando su preciosas formas.
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Desde fuera es impresionante y desde dentro te enamora!

      Eliminar
  4. Guaaaaa!!! Brutal!!!, me voy a por la fregona, porque menudo charco de baba que he hecho bajo el ordenador...

    Esa foto de la cabra, aún me estoy frotando los ojos, ¿no es "fotochop"?.

    Un saludo y enhorabuena por haber realizado este rutón.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaaaa ... ¡¡¡eso me pasa a mí cuando veos tus repors invernales!!!

      La cabra no es fotochop, no ... seis había y seis saltaron una detrás de otra.

      Eliminar
    2. espectacular la de la cabra voladora, felicidades!!!

      Eliminar

Siempre son bien recibidos vuestros comentarios.
Gracias!

Archivo del blog

"Si no se puede hacer cumbre pues te vuelves a casa tran tranquilo. Porque vamos, lo de morirse es una cosa jodida ..."

Carlos Soria