Serra del Montsec–Cim de Sant Alís y Feixant desde Àger

Ficha Técnica


Recorrido : Mas de Mossenyer - Ermita Colobor - Cova d'en Rossell - Pedrera - Embut - Tramo de cadenas I y II - Cima de Sant Alís - Faja del Montsec - Cova d'En Rossell - Ermita Colobor - Mas de Mossenyer (algunos hasta Àger)

Distancia :  17km

Desnivel positivo : 1200m aprox. Altitud mínima : 592m  Altitud máxima : 1672m

Tiempo total : 9h 15min  /  En Movimiento : 7h aproximadamente

Valoración :  Los adjetivos : espectacular, increíble, aventurera, adrenalítica, vertiginosa, imprescindible creo que le hacen justicia a esta ruta. Poco de senderismo y mucho de montaña, trepadas, destrepadas, tramos con cadenas, pasos estrechísimos y con un patio apabullante ... vistas increíbles de los Pirineos desde las partes altas de la sierra del Montsec ... para disfrutar. Aunque eso sí, totalmente prohibido a quien tenga vértigo o no se mueva con soltura trepando y destrepando. Para nada acercarse con lluvia, viento, hielo o nieve. Ahí queda eso.


 

Recursos :


Introducción y Punto de Inicio

De nuevo nos reunimos unos cuantos caminantes del grupo de Facebook – Camins i Senders para emprender una ruta que promete ser, como poco, aventurera.

Vamos a desplazarnos hasta la Sierra del Montsec , ubicada en el prepirineo catalán. Más concretamente : afrontaremos los verticales murallones que cierran al Norte la bonita población de Àger.

El recorrido se basa en superar los contrafuertes calizos que nos separan de la cima de Sant Alis, unos 1000m más arriba de nuestra ubicación. Empezaremos confiados por una cómoda senda bien trazada y con ascensión suave para posteriormente enfrentarnos a una verticalidad agotadora. Treparemos, nos ayudaremos de cadenas para progresar y finalmente alcanzaremos el cordal de la sierra para coronar el vértice geodésico que la preside y en el camino de regreso atravesaremos el famoso “Feixant del Montsec” que básicamente son estrechas fajas abiertas en las verticales paredes en las que se pondrán a prueba nuestros nervios.

Relataré brevemente la descripción pero si decidís realizar este recorrido os recomiendo encarecidamente que leáis la magnífica descripción de Muntanyaviva.cat

Para iniciar el recorrido nos desplazaremos a la población de Àger. Para ahorrar pista nos desplazamos con los vehículos hasta el Mas de Mossenyer , se llega por pista con algunos tramos en mal estado. Aunque algunos al finalizar el recorrido volvimos a Àger a pie, mientras el resto traían los coches.



Descripción del Recorrido

Dejamos los coches cerca del Mas de Mossenyer y empezamos a caminar en dirección a la masía por una amplia pista que nos va haciendo ganar altura cómodamente.

Mas de Mossenyer, al fondo las paredes a superar



Monumental carrasca en la masía



De momento facilito y a buen ritmo



Pronto vemos señales de GR que seguimos dejando la pista y empezando a subir con más fuerza por bonita senda, de estupendo trazado y de fácil seguimiento.

Subiendo por senda




Desde que hemos empezado el recorrido divisamos los altos murallones que nos separan de la cima y vamos intentando averiguar por dónde narices va el “camino” ya que a simple vista parece imposible que se pueda subir.

Ganamos altura y podemos apreciar el pueblo de Àger



El GR pasa por la Ermita de Colobor en ruinas que dejamos a nuestra derecha siguiendo aún el GR hasta la Cova d’En Rossell, curiosa construcción que se está reformando aprovechando, al parecer, una cueva horadada en la roca.

Una fuente que apenas manaba un poco antes de la Ermita de Colobor



Llegando a la Ermita



El GR está bien indicado



Ermita de Colobor, si es que …



Cova d’En Rossell




Desde la Cova d’En Rossell, abandonamos el GR y en un tramo un poco confuso al principio empezamos a ganar altura a marchas forzadas. Primero por un barranquillo y después entre una pinada de elevada pendiente. Marcas azules nos guían hasta una pista.

Seguimos por una senda magnífica



Y aquí tenemos los paredones



En este punto se acaba lo “fácil”, cruzaremos la pista y encararemos una barrancada cada uno por donde pueda. La inclinación es tremenda y hace que algunos acabemos “andando” a cuatro patas. Como indicación basta saber que hay que llegar a la base de los altos murallones rocosos y, a la vista de algunas fitas, encajonarse hacia la izquierda para encontrar el “Pas de l’Embut”.

Aquí la cosa empieza a ponerse tiesa



Acercándonos a los muros



Obsérvese la inclinación



Paradita en la pista para ver por dónde subimos



La subida se las trae …




Antes de alcanzar el embudo propiamente dicho tenemos un murete que superar en una corta trepada  por su parte izquierda ayudados de un árbol arraigado en la pared. Primera sensación de que esta ascensión no nos la van a regalar, habrá que ganársela a pulso.

Alcanzando el Pas de l’Embut



Negociando la trepada que da paso al embudo



Tras la corta trepada entramos en el embudo (realmente da la sensación de estar metido en uno) y subimos fuerte hasta alcanzar una cadena que nos ayuda a salir de las inclinadas losas de piedra de los bordes del embudo. En lo alto vemos la famosa “feixa” (faja) que utilizaremos al regresar. La opinión es unánime “por ahí no pasamos ni locos”. Juzgadlo vosotros mismos a la vista de las fotografías.

Ahí tenemos el embudo



Vistazo atrás desde dentro del embudo



Superando las paredes del embudo



Mejor no tropezar, ¿eh?



Primer contacto con la faja, ¿donde está?



Pero no adelantemos acontecimientos. Salimos del embudo por un estrecho paso a nuestra izquierda y con mucha precaución lo dejamos atrás para alcanzar un amplio balcón en el que aprovechamos para almorzar. Las vistas son de escándalo.

Dejamos el embudo por la izquierda en el sentido de la marcha



Cuidadín en este tramo



Vemos al fondo la cima de Sant Alís



Vistas hacia el valle de Àger



Tras reponer fuerzas continuamos subiendo y evitamos la faja que utilizaremos luego. Tras unos pocos metros encontramos otro tramo con dos cadenas. Si el anterior nos pareció un poco inclinado en este el uso de las cadenas será imprescindible ya que las losas de piedra presentan una pendiente muy elevada.

Más cadenas



Teeela




Superado este tramo nos quedan escasos metros hasta alcanzar lo alto de la sierra que superaremos con un par de cortas trepadas.

Ya tenemos el cordal de la sierra a tiro



Alcanzar la cresta y alucinar fue todo uno. El día despejado nos ofreció unas vistas descomunales, amplísimas. Los Pirineos a tiro de piedra, la Sierra del Cadí con sus suaves ondulaciones hipnotizante … yo personalmente me quedé sin palabras.

Sierra del Cadí



Pirineos







Fotaza de grupo, eufóricos estábamos



Desde la cresta hasta la cima y el pilón del vértice geodésico tenemos un cómodo paseo por una amplia pista (sí, desgraciadamente en la parte norte hay una pista que llega hasta la cima) disfrutando de la magnitud del paisaje.

Vamos a acercarnos hasta el vértice geodésico



Vista atrás



Cima de Sant Alís



Otra foto más



Tras la foto de rigor, Carles decide no enfrentarse a la faja. No lo ve claro y con su dilatada experiencia sabe perfectamente que en la mayoría de las ocasiones las sensaciones de cada uno son las que mandan. Así que, mientras el resto del grupo iremos por la faja, él dará un rodeo por pista hasta la Ermita de Colobor. Punto de reunión donde nos encontraremos al cabo de unas horas.

De este modo retrocedemos unos metros por la pista en busca del inicio de la faja. No vimos marcas, ni fitas. Fue el GPS el que nos indicó por donde bajar para meternos de lleno en la boca del lobo.

En busca del bajador a la faja



La característica común de esta faja es, paredones infranqueables a nuestra izquierda. Abismos de hasta 300m a nuestra derecha y un camino de unos 3km en el que los tramos más anchos apenas alcanzan los dos metros, siendo los más comunes de un metro.

Empieza la fiesta, primero facilito



Hay que saber en qué te metes. No es difícil pero no vale equivocarse o tropezar. La recompensa : adrenalina para un año y parajes incomparables.

Lo que tenemos por delante



No hay mucho que contar, básicamente avanzar siempre con cuidado, buscando los mejores pasos y siguiendo las escasas fitas. Asegurar cada paso y disfrutar.

Despacito y buena letra




Aquí tenemos la parte de la faja que nos daba más yuyu



Pero como suele ser habitual es más fácil de lo que parece en las fotos



Seguimos con la verticalidad







Espectacular



Acabando la faja



Atravesada la faja descendemos duro por una pedrera muy gastada y conectamos de nuevo con la pista que hemos cruzado tras la Cova d’En Rossell. Para no hacer tanto tramo de pista decidimos bajar campo a través a encontrar un camino que alcanza la Cova d’En Rossell por su cara Este.

A bajar por pedrera



Un corto tramo por pista y nos metemos campo a través



Este tramo es puro campo a través. Si no lleváis GPS o no tenéis ganas de hacer la cabra (a pesar de que fue divertido), seguid por la pista.

Llegados a la Cova d’En Rossell bajamos por el mismo camino de subida hasta la ermita de Colobor donde nos reunimos con Carles y emprendemos el regreso por camino conocido hacia el Mas de Mossenyer.

Reunión en la Ermita de Colobor



Último vistazo a los muros que hemos subido y flanqueado



A pesar de lo variopinta de la ruta los km. realizados no fueron muchos y había algunos del grupo que teníamos “monazo” de machacar más las piernas. Así que ni cortos ni perezosos antes de alcanzar el Mas de Mossenyer encomendamos al resto la tarea de volver con los coches y nosotros tomamos el Camí dels Petrolers que da un largo rodeo hasta alcanzar el pueblo de Àger. Carles por su parte, también volvió a pie pero siguiendo el GR hasta la misma población. Esto permitió añadir unos 8km a la ruta y dejarnos saciados jeje.

11 comentarios:

  1. Fantástico. Una gozada, tus reportajes...Un abrazo, Ángel.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias mestre , a ver si me pongo al día.
      Saludetes!

      Eliminar
  2. salutasions, com es pot descarregar el trac, salut i montanya

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ramón, a dalt de tot está l'enllaç al wikiloc. Es este : http://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=6380353

      Eliminar
  3. Lindo recorrido!!.....Perfecto reportaje q crea aficion y transmite emocion a quienes vamos descubriendo rutas...Felicidades!!!!....Salud!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, intento plasmar lo que sentimos por tan bellos lugares.

      Eliminar
  4. Justo hoy en visto en mendiak.net un repor de esta misma ruta y me la he marcado para hacerla... y ahora veo el vuestro.
    Un recorrido muy bonito y muyyyy interesante.
    Saludos

    ResponderEliminar
  5. Joer Ángel, impresionante de verdad.
    Como ocurre casi siempre, seguro que las fotetas no reflejan todo lo que es la fajeta, su recorrido y las vistas (eso sólo es para vosotros), pero la emoción ya la pones tú con los comentarios.
    Me recuerda mis sensaciones por la Faja de las Flores en Ordesa.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar

Siempre son bien recibidos vuestros comentarios.
Gracias!

Archivo del blog

"Si no se puede hacer cumbre pues te vuelves a casa tran tranquilo. Porque vamos, lo de morirse es una cosa jodida ..."

Carlos Soria